El primer preso contagiado de coronavirus en Argentina mató a su hija para vengarse de su ex.

Julián Arakaki fue condenado a perpetua y salía tres veces para someterse a diálisis por una afección renal crónica. El primer preso contagiado de coronavirus en Argentina mató a su hija para vengarse de su expareja.

El Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) confirmó el primer caso de un preso contagiado con coronavirus en la Argentina. Se trata de un detenido en la Unidad N°42 de Florencio Varela/// El aprehendido se encuentra condenado a cadena perpetua por el delito de homicidio agravado por el vínculo de su propia hija de ocho años ocurrido en la zona de Martínez.

El hombre, de 49 años, tiene una afección renal crónica que lo obliga a realizarse tratamientos de diálisis tres veces por semana,. Le hicieron el test con un doble hisopado: orofaríngeo y nasofaríngeo y dio positivo.

Rechazan habeas corpus presentado por el primer preso con coronavirus del país.////

La Justicia rechazó ayer un habeas corpus que había presentado Julián Arakaki, el filicida que cumple prisión perpetua en el penal de Florencio Varela por asesinar en 2012 a su hija de 8 años y que se transformó en el primer preso con coronavirus del país, informaron fuentes judiciales.

 

La jueza de Ejecución Penal 2 de San Isidro, Victoria Elías García Maañon, rechazó el planteo por considerarlo “abstracto” y le ordenó al Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) que informe “cada 48 horas la evolución y pronóstico” del condenado que está internado en Hospital Interzonal General de Agudos Presidente Perón de Avellaneda.