Facebook Twitter Google +1     Admin

Ocho años de prisión al hombre que dejó ciega a su mujer .

  
Lo resolvió el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 5 de La Plata. Carlos Ariel Goncharuk fue acusado de propinarle una feroz golpiza a Susana Gómez, que le provocó doble desprendimiento de retina.





Un hombre fue condenado a 8 años de prisión por golpear hasta dejar ciega a su pareja, en un hecho de violencia de género ocurrido en la ciudad de La Plata en el 2011.

 El fiscal Fernando Cartasegna aclaró: "Ahora sería mayor la condena porque estamos con la ley de violencia de género'".

Al respecto añadió que el juez debe aplicar la ley que sea más benigna para el condendo.

"La peña de 8 años es el mínimo actual del homicidio. Es una pena muy alta para un fallo por el daño que le causó a esta señora", consideró.

La condena fue dictada por el Tribunal Oral en lo Criminal número 5 contra Carlos Ariel Goncharuk, quien fue condenado por el delito de "lesiones gravísimas" contra Susana Gómez, que quedó ciega tras sufrir un doble desprendimiento de retina.

"El daño no me lo van a quitar, pero por lo menos lo puedo contar. Este es un giro para la sociedad, para la gente y para que las mujeres que tengan una ayuda de justicia", afirmó Susana Gómez, quien estuvo acompañada de su familia.

La mujer, de 29 años, dolida y con llanto dijo que con lo que le pasó "nunca más volveré a verle la cara a mis hijos, pero por lo menos estoy viva para poder criarlos".

"Es una sentencia ejemplar en cuanto a sus fundamentos. Tomando en cuenta que era un juicio por lesiones gravísimas y de violencia de género, y si bien el daño es irreversible, se puede tener justicia", expresó el abogado Darío Witt, quien representó a la víctima.

Gómez y Goncharuk tienen 4 hijos en común, de entre 4 y 10 años, y durante el tiempo que estuvieron en pareja, la mujer realizó 14 denuncias contra el hombre, todas por violencia de género, debido a las tremendas golpizas a las que era sometida a diario.

"No sé qué más tenía que hacer. Sé que estoy viva pero lo que más me duele es que nunca más les voy a ver las caras a mis hijos", dijo entre llantos Gómez luego de escuchar el veredicto del Tribunal Oral Criminal número 5 de La Plata.

En 2011, en la última golpiza que el hombre le dio a la mujer, le comenzó a golpear la cabeza contra la pared de la cocina, lo que terminó provocándole un "doble desprendimiento de retina provocado por múltiple traumatismo craneal", según el parte médico en el cual se basó la justicia para condenarlo.

 






21/08/2014 00:33 Gustavo TRIMARCHI #. sin tema


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris