Facebook Twitter Google +1     Admin

Cayó una banda de "rompehuesos."

 

10/09/2012 | Los acusan de usar indigentes, a los que les provocaban lesiones, para simular accidentes de tránsito y cobrar jugosas indemnizaciones a empresas aseguradoras. Hubo 12 allanamientos en los partidos de Florencio Varela, Almirante Brown y Quilmes.

Cinco personas, entre ellas una pareja de abogados, fueron detenidas hoy acusadas de conformar una banda de "rompehuesos", dedicada a utilizar indigentes a los que les provocaban graves lesiones con el fin de cobrar luego jugosas indemnizaciones.

 El operativo consistió en un total de 12 allanamientos, la mayoría de ellos realizados en los partidos bonaerenses de Florencio Varela, Almirante Brown y Quilmes, y fue llevado a cabo por miembros de la Dirección Casos Especiales de la Superintendencia de Investigaciones de la Policía Federal.

 De acuerdo con la investigación realizada, el grupo es responsable de una serie de estafas cometidas desde el año 2008, cuando empezaron a reclutar indigentes para que accedieran a someterse a recibir graves daños corporales a cambio de ínfimas sumas de dinero.

 La modalidad utilizada para infligir las lesiones era la de tomar un palo envuelto en goma y causar graves fracturas, especialmente en los brazos, a las personas que se prestaban para servir a los fraudes.

 Según indicaron allegados al caso, la estafa continuaba cuando los integrantes de la banda demandaban a las empresas aseguradoras de los supuestos automovilistas que habían ocasionado los accidentes.

 Los allanamientos fueron llevados a cabo en diferentes domicilios de las localidades de Ingeniero Allan, Don Orione, Claypole, Florencio Varela, Longchamps y Bernal.

 También se realizó un procedimiento en el partido de Chascomús, unos 200 kilómetros al sur de Buenos Aires.

 Entre los detenidos hay un joven de 29 años, dos de 25 y dos abogados de 50 y 55 años, la primera de ellas mujer y el segundo un hombre.

 De acuerdo con la investigación que sirvió para detener a los supuestos responsables de la maniobra delictiva, los indigentes que sufrían las lesiones sólo recibían unos 400 pesos por los servicios prestados, a pesar de que se trataba de indemnizaciones que luego les reportaban a los delincuentes varios miles de pesos.

 También se sospecha que los indigentes lesionados eran amenazados para que no develaran las características de la maniobra, que consistía en simular que conducían bicicletas en horarios nocturnos y en esas circunstancias eran atropellados por automovilistas.

 Los agentes de la dependencia actuante no descartaban concretar nuevas detenciones, ya que se especula que la banda tenía gran cantidad de cómplices, varios de ellos presumiblemente en el rol de "reclutadores" de los indigentes que iban a ser lesionados.

 

 

10/09/2012 22:55 Gustavo TRIMARCHI #. sin tema


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris